La montaña rusa de cada uno.


-->
La montaña rusa de cada uno.

A muchas personas les gusta comparar la vida con una montaña rusa. Ya sabéis, que sube, baja y va hacia los lados, que da vueltas sobre el mismo sitio… lo que hace cualquier montaña rusa. Así como hay metáforas malas, la vida siempre se me ha asemejado bastante a las montañas rusas.
Cada vida, en realidad, como una montaña rusa. Hay montañas rusas de todos los colores, formas y tamaños. Las hay más aburridas, más movidas, que suben más, o incluso que se sumergen bajo el suelo para después terminar saliendo.
Hay una sola cosa que tienen en común todas y cada una de las montañas rusas del mundo.
Todas acaban en el mismo sitio donde empezaron.